sábado, 15 de mayo de 2010

Arroz blanco

Ingredientes:

- Un vasito de vino lleno de arroz por cada comensal y uno más para la olla
- Dos vasitos de vino llenos de agua por cada vasito de arroz
- Sal
- Aceite

Elaboración:
Se pone a calentar el agua, se puede calentar en una olla pequeña, porque total viene bien ir calentando la placa de la cocina, o bien al microondas en un cacharro apropiado.
Mientras tanto se lava el arroz en un colador bajo un abundante chorro de agua.
Se pone una olla al fuego con un poquitin de aceite (puede ser de oliva, girasol, o  sustituir por mantequilla). Es importante no pasarse con la cantidad  para que el arroz no quede pringoso.
Se echa el arroz sobre el aceite caliente y se mueve un poco con una cuchara.
Sin perder mucho el tiempo, se echa el agua caliente por encima, se baja el fuego a fuego medio se echa una pizca de sal. Si se ve que el arroz no ha quedado bien raso, o sea, que forma montañas en algunas zonas de la olla, se mueve con una cuchara para igualar, pero solo se hace justo después de echar el agua, después hay que dejarlo tranquilo.
Se tapa la olla dejando la tapa un poco descentrada para que salga el vapor.
El arroz estará listo cuando se vea la superficie casi seca. El tiempo de cocción puede variar entre unos 5 y 15 minutos, dependiendo de la cantidad y de la altura que alcance el arroz en cada olla.
En ese momento se retira del fuego y se tapa del todo 5 minutos para que repose

Variante 1:
Cuando se echa el arroz, se puede echar también todo tipo de verduras, naturales o congeladas para darle más gracia. En ese caso se debe rectificar la cantidad de agua, ya que las verduras consumirán un poco.

Variante 2:
Cuando se echa la sal, se puede echar también otras especias, como ajo molido, peregil, o cúrcuma. O las 3 a la vez. La cúrcuma tiñe el arroz de amarillo y le da un sabor exótico.

Truco 1:
 El arroz queda con muy buen sabor si se sustituye todo o parte del agua por caldo. Esto está muy bien para aprovechar las cajas de caldo que se quedan abiertas en la nevera, ya que es difícil acabarse un litro de caldo  en menos de 3 dias (el tiempo que se supone que aguantan abiertos en la nevera)

Truco 2: 
Se puede hacer arroz para varios días y mantenerlo en un tupper hermético en la nevera. Durante 2-3 días se podrá recalentar en el microondas sin perder su textura.

Truco 3:
Para casos de prisa prisa, se pueden tener en la despensa vasitos de arroz precocinado para calentar al microondas. Para mi gusto quedan demasiado duros, pero según en qué casos puede ser que no haya tiempo para más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada