martes, 28 de diciembre de 2010

Dulce de Leche

... de andar por casa.

Dicen que el auténtico dulce de leche o de "cajeta" se prepara con horas de paciencia, de dejar que la leche azucarada y aromatizada se condense y se caramelice y cuaje sin cristalizar. Y dicen que probar ese manjar es un privilegio que te hace saltar las lágrimas de la emoción.

Pero yo no tengo ni horas ni paciencia, así que hago un triste sustituto que queda muy resultón.



Ingredientes:
  • Una lata de leche condensada (el tamaño lo dejo a elección de cada cual)
  • Un paño de algodón
  • Una rama de vainilla o de canela (opcional)


Elaboración:

Se abre la lata se introduce la rama aromática (opcional) y se hace al baño María durante 30-60 minutos según el tamaño de la lata y los gustos de cada cual. Es conveniente remover la leche de vez en cuando porque la superficie superior tiende a hacerse más despacio que el resto, se queda blanca y puede que no nos demos cuenta de que ya está listo.



Explicación detallada:
Se llena la olla de agua de forma que no supere la altura de la lata.
Se pone el paño de algodón al fondo (para que no se manche la olla) y se introduce la lata abierta y con su ramita de vainilla o canela.
Se deja hervir el agua a fuego moderado (el justo para que no deje de hervir) vigilando que no se consuma el agua, y añadiendo si hace falta.
Se remueve la leche de vez en cuando para comprobar la consistencia y el color.
Cuando ya está del color que nos guste, se saca la lata y, una vez templada, se guarda tapada en la nevera.

1 comentario:

  1. Minaaaaaa, esto es mi vicio secreto.Me encanta. Lo unico que yo lo hago con la lata cerrada y lo dejo como 2-3horas cociendo. Voy a rebscar en el armario a ver si tengo una lata y pruebo tu metodo. Ummmm, que hambre!

    ResponderEliminar